Episodios

013 La importancia de las Vacaciones para fortalecer a…

Bienvenidos a nuestro episodio número 13 de Amorosamente Casados.

Estamos felices de estar con ustedes luego de una temporada de descanso que hemos tenido con una razón que precisamente hoy queremos compartir con ustedes.

¡Hola amigos! ¿Cómo están?

Les hemos extrañado muchísimo y siempre está mi esposo diciendo ya es hora de retomar, ya es hora de retomar, así que aquí estamos nuevamente…

Bienvenidos a nuestro episodio número 13

Aquí vamos…

¡Hola! Somos  Carlos y Ángela

Y estamos en el podcast Amorosamente Casados.

Queremos ayudar a muchas parejas, matrimonios para que pueden encontrar la felicidad en su vida y este es el podcast en donde queremos hablar con ustedes y compartir nuestras ideas.

¡Bienvenidos!

Bueno muy bien y luego de una temporada que hemos tenido de descanso, de vacaciones, debemos confesar que comenzó porque de alguna manera estuvimos enfermos de la voz, de la garganta y no podemos hablar, luego se juntaron algunos eventos, como la llegada de nuestra hija de una misión muy importante que estaba haciendo, luego tuvimos un viaje y una experiencia maravillosa al poder compartir unas vacaciones en familia, y es precisamente el tema del que nos gustaría hablar ¿qué importancia tiene las vacaciones para la relación de pareja?

Y definitivamente pasar vacaciones juntos es algo que todos anhelamos, tanto los niños como nosotros como pareja, como las familias completas y sí es cierto, tuvimos la oportunidad de viajar a nuestro país Colombia que tanto extrañamos,  amamos y también lo más bello de todo esto fue haber podido compartir con nuestros padres, verlos felices y disfrutando de unas vacaciones juntos.

Cuando nosotros tenemos oportunidad de planear este tipo de eventos, de planear las vacaciones es algo que siempre ha estado en nuestra familia y la verdad nos parece algo tan importante que lo queremos compartir con ustedes. La importancia que tiene este tiempo, no solamente el tiempo como tal que pasamos en las vacaciones, sino la ilusión, la esperanza, todo lo que genera pensar en las vacaciones y el beneficio que esto puede representar, no sólo para la pareja sino también para la familia, para la familia cercana, para los hijos, para los padres, para todas aquellas personas que van o estén involucrados dentro de estas vacaciones y por qué es tan importante que generemos este tipo de eventos en nuestra familia.

Bueno aparte de comenzar con una pregunta muy interesante es saber desde cuándo no tomas unas buenas vacaciones.

Oh sí… ¿Qué tan seguido debemos tomar las vacaciones?

¿Qué tan frecuente debo tomar tiempo para la familia? y como me dice mi esposo es un tiempo de ilusión, una motivación, uno está ansioso de que llegue ese momento de las vacaciones que se están planeando y a veces nos toma un par de meses planearlo, en este caso duramos casi 3 años planeando este viaje,  haciendo los ahorros y todo lo demás, pero era una ilusión constante de poder ir juntos, tener la motivación de pasar este tiempo en familia porque hacía muchísimos años no podemos hacerlo.

Y quisiera comentar algo muy interesante que sucedió al planear este evento de las vacaciones y tiene que ver con el elemento sorpresa, una de los opciones que teníamos era que pudiéramos tener estas vacaciones, casi en secreto, sin avisarle a las personas que vamos a visitar a nuestros padres y muchas otras personas, y una de las opciones que considerar la opción de la sorpresa,  naturalmente es una ocasión muy especial pero algo que aprendimos, algo que nos dimos cuenta es que cuando nosotros compartimos el plan de las vacaciones, cuando nosotros planeamos el tiempo de vacaciones y lo hacemos de una manera en que involucramos a las otras personas y en la planeación eso nos genera en todos una expectativa, una esperanza, una nueva ilusión.

De hecho todo el tiempo estás trabajando en pro de ese momento que va llegando, entonces como que te cargas de energía ¿Por qué? Bueno falta ya falta un año, ya falta meses, ya faltan tres, así ya casi, tres meses y todo el mundo está alrededor de esa motivación, de esa idea de reunirnos y de pasar tiempo juntos, y todo el mundo aporta, entonces realmente es eso, es mantener una ilusión constante en toda la familia para hacer realidad ese plan familiar.

De hecho es muy interesante ver que cuando las vacaciones terminan, cuando ya terminamos las vacaciones y cuando llegamos a casa es muy fácil caer en algún tipo de tristeza, depresión, en un tipo de rutina muy fácil porque se termina la ilusión, se termina el proyecto, se termina este tiempo de vacaciones que tuvimos con todo lo que implica, con todo lo que significa pero también si la pareja no tiene otro proyecto, si no tiene otra meta, si no tiene otra ilusión, si no tiene otras vacaciones, otro plan entonces esa ilusión se termina, se acaba. Y esa emoción hace que caigamos fácilmente en una tristeza que puede invadir, puede destruir la relación de matrimonio que es tan hermosa.

Sin embargo, al finalizar las vacaciones deberíamos hacer un balance interesante de que sucede, porque en tiempo de vacaciones hasta  generamos nuevas metas, nuevas expectativas, estamos en un ambiente completamente como neutral para que todos podamos ser diferentes y desarrollar eso, mostrar nuevos talentos que hemos desarrollado en este tiempo pero este balance que se usa al final de las vacaciones, que se hace a través de las fotos, de recordar las experiencias, siempre suceden anécdotas, siempre pasan cosas graciosas o momentos, hasta aventuras inesperadas, así que pues las fotos, los vídeos, el seguir hablando de esta experiencia tan linda que ha tenido sí nos genera nuevamente la tristeza, la separación por un tiempo pero a la vez es un haber llenado nuestra mente y nuestro corazón con alegrías que no se van a borrar nunca.

Funciona en muchos sentidos como algo que hemos mencionado, tal vez vamos a mencionar que tiene que ver con llenar el tanque, llenar el tanque del amor, llenar el tanque de la familia, llenar el tanque de algo cuando nosotros estamos en estas aventuras de las vacaciones, cuando estamos compartiendo estos momentos que tratamos de hacerlo de la mejor manera para que todos estén involucrados, para que haya mucha felicidad, armonía coordinación y aunque hay momentos en que es difícil llegar hacer pero generalmente lo que hacemos en el tiempo de vacaciones es precisamente tomar el tanque de los recuerdos, tomar el tanque de las experiencias, tomar el tanque de esas aventuras compartidas y llenarlo de tantas aventuras que después tenemos muchas cosas de qué hablar, tenemos muchas cosas que compartir, tenemos muchas cosas que recordar. Por lo general esos momentos generaron esos recuerdos es lo que nos mantiene tan ilusionados de volverlo hacer, en verdad las fotos, mi esposa es una hermosa fanática de tomar muchísimas fotografías porque después es tal vez lo único que podemos acudir para recordar que fueron esas vacaciones, que fue ese momento, que fue todo lo que compartimos, entonces fotografías, eventos como tú dices, se hace un balance al final de esos momentos en que podemos depositar en nuestra mente, llenar ese tanque con esos recuerdos, hay muchas cosas que tal vez pueden suceder en las vacaciones pero que si no se mencionan, si no se recuerdan, si no se comparte fácilmente pueden quedar en el olvido, si no se fotografían.

Bueno si a mí me encantan las fotografías porque me parece que las imágenes hablan más que mil palabras y definitivamente cuando uno quiere recordar una situación inmediatamente mi mente se va al álbum de fotos y  encuentro la fotografía perfecta que me hace recordar esos momentos emocionales. Esa memoria emocional que todos aceptamos llenar porque a veces son nuestros hijos las víctimas de nuestro estrés o nuestra pareja, o nuestra propia familia por el exceso de trabajo, todos necesitamos un respiro y de hecho estamos creados para tener un tiempo de trabajo y un tiempo de descanso. Así que incluso cuando salimos de vacaciones hasta el jefe descansa, hasta nuestros compañeros de trabajo descansan y entonces pues nosotros nos vemos envueltos en una situación completamente diferente que nos deja a todos listos para la aventura, listos para relajarnos o una diversión distinta, un cambio de ambiente, un cambio de comida, nos vestimos diferentes, actuamos distintos.

Queremos hablar un poquito de los beneficios que tienen las vacaciones para la pareja, para el matrimonio. Amorosamente Casados y muchos de nuestros temas tiene que ver con ¿Cómo fortalecer el matrimonio y cómo puede el planear las vacaciones, con qué frecuencia se deben tener las vacaciones, cómo alimenta eso a la relación de la pareja, cómo fortalece un matrimonio, cómo se fortalece la relación cuando estamos teniendo estos momentos de vacaciones?

Bueno yo comenzaría diciendo que realmente las vacaciones refrescan la relación de pareja, tenemos diferentes clases de vacaciones, una cosa son las vacaciones familiares porque como esposo estamos sometidos a una cantidad de estrés impresionante por el hecho del cuidado de la familia, así que necesitamos esas voladitas, le llamamos así a esas escapaditas de fines de semana juntos o una noche juntos, o una cena, o esos momentos de pareja deben ser constantes, de hecho nosotros tenemos el viernes como el día de la esposa para salir juntos así sea a tomar un helado pero es un momento sólo para nosotros.

Me gustaría compartir con ustedes tres números que por favor quiero pedirles que se memoricen y son el número 7, el número 30 y el número 90, y esto tiene que ver con los días que ustedes deben planear los eventos, las vacaciones. El número 7 inicialmente tiene que ver con 7 días, cada semana como mi hermosa esposa acaba de mencionar, cada siete días, una vez en la semana nosotros tenemos el viernes en la noche, la noche de la esposa en donde indiscutiblemente lo que haya sucedido, lo que haya sucedido en la semana, de lo que hayamos hecho, de lo que tengamos que hacer, tomamos unos minutos, a veces no tenemos todo el tiempo disponible porque generalmente tenemos ocupaciones pero también tomamos el tiempo para una cena que no tiene que ser costosa, que no tiene que ser especial pero si tiene que ser un momento en donde podamos compartir un helado, una comida, en donde podamos compartir algo solos los dos, así que una vez por semana es muy importante que salgamos.

Igual aprovechamos este tiempo para hacer las cosas que nos gustan o para probar cosas nuevas, por ejemplo, nos encanta salir a bailar pero también  hemos tenido oportunidad de ir al teatro, ir a conciertos o ir a alguna actividad de la comunidad, algo en que podamos participar pero juntos como pareja.

El segundo número es el número 30, es una vez cada mes, entonces una vez cada semana, una vez cada mes y lo que queremos hacer cada mes es que nosotros podamos tener una experiencia de una cena especial, de un evento que tengamos que vestidos de manera diferente, si es el caso que tengamos que motivarnos hacer algo que sea inusual pero de esta semana, que no tiene que ser cada 30 días, lo que queremos hacer es tener una cena en un restaurante y esta vez sí les voy a pedir que sea un restaurante donde podamos ir y podamos compartir, ahora nosotros tenemos la evaluación de la familia y básicamente lo que hacemos es que cada mes tenemos la oportunidad de escaparnos a un restaurante donde cenamos, en donde tenemos un tiempo de compartir pero es una cena más formal, más linda, más elegante que amerita que haya una ocasión especial cada mes, por lo menos para que nosotros podamos tener un momento de pareja, un momento romántico y que involucre un poco más de solamente una cena, un helado en la noche.

Si por eso es tan importante realizar esta cita romántica, salir de paseo, reírnos juntos, uno del otro y sobre todo disfrutar del amor a plenitud, es un momento para los dos y esto ayuda muchísimo a eliminar esos baches que se van creando, esos vacíos de romanticismo, de comunicación y a dónde la vida sexual también  se ve afectada por todo el estrés de la vida cotidiana.

Muy bien, el último número que quiero compartir con ustedes es el número 90, es decir cada tres meses y lo que debemos hacer, lo que queremos sugerirles que ustedes puedan hacer cada 3 meses es que puedan tener una escapadita de fin de semana. O sea, si podemos planear nuestras vidas de tal manera que cada tres meses, cada 90 días, no estamos pidiendo que sea religiosamente esto de 7, 30 y 90,  pero si eventualmente cada trimestre nosotros deberíamos estar planeando ir un fin de semana a algún lugar, que tal vez no conozcamos. Nosotros tenemos la costumbre de escaparnos algunos lugares, algunos hoteles, sitios o ciudades que nos quedan cercanas pero que no conocemos todavía. Generalmente estamos buscando lugares que no hemos conocido y no se trata de planear unas vacaciones de 7 días o algo así, se trata de escaparnos el fin de semana, viernes en la noche salimos y estamos el sábado, estamos el domingo, nos regresamos porque sabemos que el lunes tenemos que trabajar pero si cada tres meses o dentro de ese periodo de tiempo, de cada trimestre podemos tener una escapada de fin de semana, eso ayuda muchísimo a la relación de pareja, entonces los primos números que quiero compartir el 7, el 30 y el 90 con ustedes, para que cada tres meses pueden tener una escapada,  aunque le decimos una salida de un fin de semana y eso fortalece muchísimo a la pareja.

Yo recuerdo que estas sugerencias que da mi esposo no fueron tan fáciles de llevar a cabo cuando los niños estaban pequeños y hoy en día que los niños ya no están en casa, y que están en la universidad pues obviamente el panorama es distinto y todo parece mucho más fácil, sin embargo, mirando hacia atrás pensaba en que realmente si queremos fortalecer la familia, si realmente queremos tener menos estrés y tener una salud emocional y física que se restaure, si queremos tener relaciones familiares, laborales que se restablezcan, que se refresquen, definitivamente necesitamos tiempo en pareja.

Necesitamos tiempo para nosotros dos y tiempo para salir, así que hay un tiempo para los hijos, hay un tiempo para la familia y un tiempo para trabajar, y definitivamente necesitamos un tiempo de pareja, eso va ayudar a que en esos espacios podamos hablar de cosas que a veces no podemos hablar en casa, de que estemos una mente tan relajada que realmente podemos encontrar nuevas metas, nuevos proyectos, soluciones a nuestros desafíos. Así que realmente sí que los invitamos a tomar el tiempo de planear, tal vez comiencen con solamente una noche pero las abuelas son felices teniendo a los nietos en casa y eso es una gran experiencia para ellos también, permitamos que otras personas sean parte de la familia, del cuidado de los niños y que nuestra familia o amigos muy cercanos en quienes confiemos puedan hacer esa complicidad de que podamos tener ese tiempo juntos y es un apoyo de parejas, también otro día seremos nosotros los que cuidamos los niños mientras nuestros amigos se van a una escapadita de fin de semana.

Bueno entonces lo que queremos pedirles o que queremos preguntarles a ustedes ¿Cuándo fue la última vez que tuviste una escapada de fin de semana? ¿Lo planearon de verdad para que pudieran tener un momento especial? Le sugerimos que esas escapadas de fin de semana cada trimestre ¿Cuándo fue la última vez que tu esposo o lo invitaste a una cena formal en un restaurante? y una cena formal no tiene que ser costosa, hay restaurantes que solamente podemos ir a compartir un plato si es el caso, podemos solamente tener una cena normal pero que nosotros nos vistamos de una manera especial porque tengo una cita con mi esposa, eso créanme para los dos funciona de maravilla. Así que señora si ustedes están solas y quieren compartir con sus esposos dígale por favor que van a tener una cena en un restaurante, ustedes lo pueden planear, uno de los dos puede planear esta salida para el matrimonio pero con que uno de los dos lo organice, solamente díganle que nos gustaría tener una cena formal, que se vistieron de una manera elegante y vayan a un restaurante, es todo. No tienen que planear una salida, no tiene que planear algo, bueno se va a dar el romanticismo porque esto se convierte en algo muy especial pero quiero pedirles que hagan este fuerzo de seguir con esta rutina del 7, 30 y de 90, cada semana dedíquenla para que puedan pasar un tiempo juntos. Recuerden 7 días a la semana un helado, una salida, una caminata, algo que pueda solamente pasar u n momento juntos, cada 30 días una cena formal, elegante y cada 90 días, cada tres meses una escapada de fin de semana para que pueda fortalecer su relación. Estamos seguros que con esta rutina en el 7, 30, 90 ustedes pueden llegar a tener una relación mucho más estable, pueden llegar a rescatar su matrimonio, a fortalecerlo y tenerlo de una manera increíble.

Bueno amigos así que les dejamos esta gran inquietud y la verdad que nosotros disfrutamos muchísimo nuestro tiempo de vacaciones, nuestras escapaditas, nuestros helados, nuestras salidas a caminar, hacemos muchas cosas diferentes, probando nuevas cosas entre los dos para romper la rutina y para encontrar nuevas cosas que hacer.

Llenar el tanque y las aventuras, tenemos una lista de qué lugares no hemos visitado, qué restaurantes no hemos probado, a qué sitios no vamos y siempre nos mantiene felices, nos mantiene activos y créanme esto, nos puede ayudar. Así que amigos mil gracias por su tiempo, por escucharnos, gracias por recibirnos, por tenernos paciencia, haber estado alejados por unas cuantos semanas pero bueno estamos de vuelta y queremos compartir con ustedes muchas más estrategias que puedan fortalecer sus matrimonios y que puedan llevarlos de verdad a tener una relación que pueden decir que es tan Amorosamente Casados.

Nos despedimos amigos.

Gracias por su paciencia, por estar con nosotros nuevamente.

Somos Carlos y Ángela. Y estamos Amorosamente Casados.

Nos vemos muy pronto ¡Chao!

Carlos Orjuela

Déjanos un comentario aquí: